Katmandú: ciudad de templos

(Febrero 2014)

Katmandú, la capital de Nepal, es sin duda una ciudad repleta de templos, pero son los nepalíes los que que hacen aún más hermosa esta urbe. El barrio mochilero por excelencia es Thamel, que se sitúa a la vuelta de la esquina de todo lo demás. Hay alojamiento para todo tipo de bolsillos e intereses y pese a ser un barrio muy concurrido encuentras alojamientos que se alejan del bullicio. Así que sin importar realmente qué prefieres seguro podrás encontrarlo en Katmandú.

La Plaza Durbar, plaza central, de la ciudad es enorme y tiene tantos templos que es fácil que te pases la mañana en cuanto tengas un poco de curiosidad. Con un mercado para ofrendas en su entrada esta plaza reúne antigüedad y tradición junto a edificios de arquitectura que nada tienen que ver.

La mayoría de los templos de esta ciudad te dejará sin palabras, pero éste además es Patrimonio de la Humanidad desde 1979: Boudhanath Stupa. Ésta estupa budista esférica en sí una maravilla, pero todo lo que se mueve alrededor no dejará de sorprenderte. Desde vendedores de souvenirs y de ofrendas hasta terrazas con las mejores vistas a este lugar sagrado. Podrías pasarte horas en paz en este lugar.

Paras en el camino, hay un enorme parque de atracciones de seguridad dudosa, y un camino de tierra lleno de comerciantes, y así se llega al siguiente templo. Cambiamos del budismo al hinduismo y a uno de los templos más importantes de Shiva: Pashupatinath. Es un templo sencillo, con muchos shadus a los que puedes intentar robarle una foto. Como otros tantos templos sigue en activo, esto quiere decir que aquí se hacen piras crematorias para despedir a los difuntos.

Podrás tener una vista de la ciudad desde el Templo de los Monos o Swayambhunath, evita subirte a un rickshaw porque el camino es bastante inclinado si no quieres caminar cerca de una hora. Para llegar a la cima tienes que subir una empinada escalera. Una vez arriba hay distintos templos, una estupa y múltiples tiendas de souvenirs y artesanía. Es maravilloso ver cómo trabajan la piedra y la madera. Y tal y como dice su nombre, encontrarás monos.

Si quieres descanso y tranquilidad aún estando en el centro puedes comer en Dechenling Garden (o cualquier otro en las callejuelas a la entrada de Thamel) o al Jardín de los Sueños a descansar en el césped y disfrutar de la poca naturaleza que hay en la ciudad.

¿Te has quedado con ganas de más templos? ¡Pues eso tiene solución! En coche (alquila un taxi por un día completo) puedes ver más. El templo de Changu Narayan no está en las mejores condiciones de conservación pero tiene piezas del siglo V y todavía sigue abierto al culto.

Nepal-Changu

Bhaktapur, capital del país hasta el siglo XV también tiene una Plaza Durbar, que como el resto tiene mucha afluencia de locales y turistas. Además tiene fuentes de las que se surten de agua. En los templos hay muchos detalles llamativos por su delicadeza.

Nepal-Bhaktapur1

Patan, que una vez fue ciudad independiente, tiene otra Plaza Durbar pero más pequeña. Las fuentes y el Templo Bhismen son su máxima atracción, aunque siempre puedes pasear por la ciudad y encontrar otros rincones de gran interés, como el Templo Dorado, fuera del bullicio de la plaza.

Ahora eliges tú si quieres ver todos los templos o sólo algunos, nuestra recomendación es que no te pierdas hablar con los locales elijas lo que elijas.

Si quieres ver nuestro viaje por Nepal haz click en el link y si quieres ver todas las fotos aquí.

 

katmandu
Si te gustó, Pinéalo!

 

2 comments

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s